05 septiembre 2012

Javier Irigaray, "Yo también envidié a Neil Armstrong"




Yo también envidié a Neil Armstrong
y soñé más de mil noches
su eterno paso.

Yo también levité entre mis sienes

y giré sobre mi eje
muy despacio.

Yo también me sumergí en el universo

y, tras explorarlo todo,
hallé la nada.

© Javier Irigaray, 2012


2 comentarios:

  1. Me gusta el tema y la forma de tu poema: la dialéctica del ser y la nada y uno en medio, ahí, para vivirlo y para expresarlo. Me alegro, además, de que no estemos tan solos, de saber que alguien, un poeta, también siente y experimenta el arcano misterio de similar manera, incluyendo claro el vislumbre de la nada...
    Un saludo
    Juan Antonio
    PD: creo tenemos un amigo en común, Antonio García Soler.

    ResponderEliminar
  2. Me gusta el tema y la forma de tu poema: la dialéctica del ser y la nada y uno en medio, ahí, para vivirlo y para expresarlo. Me alegro, además, de que no estemos tan solos, de saber que alguien, un poeta, también siente y experimenta el arcano misterio de similar manera, incluyendo claro el vislumbre de la nada...
    Un saludo
    Juan Antonio
    PD: creo tenemos un amigo en común, Antonio García Soler.

    ResponderEliminar

Nos interesa tu opinión.